Según Cameron McClain, Principal en Hummingbird Ventures, el si estudiar un MBA depende por mucho de cada persona. Varía de la carrera profesional, situación financiera y social. Para brindar una mejor respuesta, cameron comparte sus hallazgos basados en su propia experiencia.

Antes de graduarse de UCLA Anderson, McClain lanzó su propia empresa (razón por la cual retrasó un año su ingreso al UCLA) la cual estuvo dirigiendo durante 6 meses, al mismo tiempo que estaba estudiando. Al final, vendió la empresa para dedicarse a la maestría, y al graduarse se sumó a HummingBird Ventures.

“Al principio, estaba muy escéptico de la escuela de negocios. Pensaba que el que yo asistiera a la maestría era un fracaso emblemático de mi carrera como emprendedor. Si mi empresa hubiera crecido mejor, no hubiera asistido a la escuela de negocios”, pensaba McClain.

“Steve Jobs nunca haría un MBA, Tampoco Elon Musk. Pues resulta que la gran mayoría de nosotros no somos Elon o Steve. Si lo eres, bien por ti. Así que yo era lo que podemos llamar un MBA Renuente” platica McClain.

Sin embargo aclara que viendo las cosas en retrospectiva, fue definitivamente un experiencia de gran valor y está contento de haber estudiado un MBA en UCLA. Al final, Cameron McClain, resume los beneficios de estudiar una Maestría para Emprendedores en 4 grandes categorias:

  1. La Red Social
  2. Marca Personal y Experimentación
  3. Aprendizaje
  4. Avanzar tu Carrera

La Red Social/Networking

Estudiar una Maestría es una gran oportunidad para desarrollar tu red social en una forma que sería posible si únicamente te dedicas a trabajar. Cuando estudias una maestría, conoces a una montana de personas extremadamente interesantes. “Cuando estaba en la universidad, no entendía el valor de ser estudiante. Los estudiantes disfrutan de un status especial por la sociedad. Cuando eres un fundador buscando dinero, más puertas están cerradas que abiertas. Cuando eres un estudiante todas las puertas están abiertas. Es un valor inmenso”, Comparte McClain.

Marca Personal y Experimentación

Si vas a las mejores escuelas, cuentas una marca positiva asociada por defecto. Las personas asumen que eres inteligente, para bien o para mal. El proceso de terminar una maestría te fuerza a pensar en tus fortalezas personales y en lo que los centros de desarrollo profesional llaman “tu marca”.

Logras entender qué es lo que estás vendiendo, cuando te vendes a ti y tus habilidades; algo que no es natural para la mayoría de las personas.

Aprendizaje

El curriculum en buenos programas de maestría son rigurosos. En las mejores escuelas, se caracterizan por mantener su contenido actualizado (como el Master of Business and Technology de Collective Academy, donde incluso puedes descargar para verificar que el programa está siempre actualizado). “En mi casi, nunca había trabajado debidamente en finanzas, así que me enfoque en eso” dice McCLain. “Es cierto que no hay nada de un MBA que no está disponible en línea, pero aprendes más rápido si tienes maestros y algo de estructura. El exponerse a distintos tipos de aprendizaje y puntos de vista de tus colegas, que vienen de distintos lugares del mundo e industrias, es edificante.” concluye McClain.


Ciertamente experimentar todos estos beneficios. Y estoy seguro que sin el tiempo y espacio que le brinde a un MBA, hubiera entrado al mundo de Inversión de Riesgo en San Francisco, ni hubiera tenido tiempo para realizar inversiones angeles exitosas (y entrar al hoyo negro de crypto). “No creo que hubiera estado en la posición que estoy en este momento si no hubiera estudiado una Maestría. El si vale la pena o no, depende mucho de tu capacidad de sacar provecho a la experiencia y tu costo de oportunidad de pagar la colegiatura.”

¿Pero, estudiar un MBA te hará un mejor emprendedor ?

Esta es una pregunta más difícil y cuestionada. Está de moda en Silicon Valley el menospreciar agresivamente el MBA. Paul Graham y Peter Thiel ciertamente adoran hacerlo. Así como Alex Taussig  de Lightspeed Ventures ha señalado, hay un número de grandemente empresas exitosas que fueron creadas por fundadores con MBA , como Rent the Runway, Stitch Fix, y Deliveroo por mencionar algunas. El jurado suele ignorarles.

La sospecha es que la maestría agrega más valor a aquellos que se dedicaban a hacer algo completamente distinto antes de estudiarla. Al combinar un MBA con un Doctorado en física, un afán por la legislación y 5 años como productor de música, es probable que se sintetice en una combinación de habilidades y experiencia únicas.

Al observar a un pequeño grupo de emprendedores exitosos con MBA, hay algunos datos para apoyar esta idea. Marthine Rothblatt fundador de Sirius XM, había publicado 5 artículos sobre la legislación de comunicación satelital antes de graduarse de UCLA Anderson,  Phil Knight de Nike solía ser corredor profesional antes de obsesionarse con atletismo y estudiar la MAestría de Stanford; Jeremy Stoppleman ya era un ingeniero de primera clase en PayPal antes de estudiar su MBA en Harvard y lanzar Yelp. Pareciera que estudiar una Maestría puede impulsar tu capacidad si ya tienes una curiosidad insaciable o una pasión que genera momentum.

Por el otro lado, si quieres ser un emprendedor pero tienes un título en negocios, dos años de carrera en consultora, entonces una maestría probablemente no es la mejor opción. A decir verdad, quizás un MBA podría tener consecuencias no deseadas al reforzar un perfil y dejarte sin habilidades únicas que te diferencien del resto. El Emprendimiento se trata de encontrar soluciones creativas a problemas y actuar desde un punto de vista único. Para ser un contrario y tener razón no puedes tener el mismo punto de vista que todos los demás.

Sería forzado en tener una posición a este argumento. No creo que una maestría necesariamente mejor tus probabilidades como emprendedor. Esto es particularmente cierto para startups de base tecnológica en etapas tempranas y se enfocan en productos. En esta etapa, emprendimiento se trata del producto, pasión y la gente. Y Esfuerzo, mucho esfuerzo.

Una maestría no te enseña necesariamente eso. Los marcos de trabajo financieros y operacionales que te enseña un MBA te ayuda a evaluar los negocios y dirigirlos a escala. Pero no te ayuda a llevar un producto de cero a uno, conseguir los primeros clientes o realizar las primeras contrataciones clave. Estas metas se tratan del producto y la habilidad del emprendedor para vender. La habilidad y visión deben de ser innatas (NOTA: por alguna razón, no hay cursos de ventas en la escuela de negocios).

Uno de los beneficios más grandes de estudiar una maestría como emprendedor es que puedes crear una empresa en un entorno de riesgo casi nulo. Si decides enfocarte exclusivamente en tu trabajo escolar y tu startup, puedes hacerlo. Es una oportunidad de gracia en un entorno lleno de apoyo con una gran cantidad de recursos; una oportunidad única para probar de primera mano si el emprendimiento es para ti. Si planeas hacer un MBA de todas formas, no hay ningún aspecto negativo a este acercamiento. Incluso podrás aprender mejor el contenido de las clases al ser capaz de aplicarlo en tiempo real.

Para aquellos que aspiran a ser emprendedores y están evaluando una maestría, espero que esto les brinde una buena idea. Como todo el la vida, se resume a tu capacidad y voluntad de sacarle el mejor provecho.

Artículo en colaboración con  Cameron McClain, Principal en Hummingbird Ventures y MBA de UCLA Anderson.

Los 10 mejores MBA que puedes cursar en México

Conoce el Master of Business & Technology de Collective Academy: un programa de 13 meses con contenidos de las mejores universidades del mundo para acelerar tu carrera con las herramientas, comunidad y experiencias necesarias para llegar al siguiente nivel.